Publicado por Taller Actual

La caja automática clásica

VISTAS 1960


tap-165-la-caja-automatica-clasica-thumb

Vamos a recordar que la transmisión es un conjunto de órganos y componentes atravesados por el flujo de potencia que va desde el motor hasta las ruedas, en forma directa. Es decir desde el mecanismo del embrague, a través de la caja de velocidades del árbol de transmisión, del diferencial, y de los semiejes con las correspondientes juntas.

tap-165-la-caja-automatica-clasica-01

La caja automática básica puede tener varias relaciones pero, en la actualidad, también existen las cajas denominadas CVT (Transmisión Variable Continua). En una caja automática clásica, los engranajes –como sabemos– son diferentes a los de las cajas mecánicas manuales, ya que se usan trenes epicicloidales.

 El sistema o con junto del embrague es sustituido por un convertidor de paro de cupla. Las ca as más recientes tienen hasta ocho y nueve marchas y más, y son gestionadas electrónicamente, como es el caso de las AGS (Cambio Automático Adaptativo). Como las cajas robotizadas, también las que poseen “doble embrague” son originadas por las competiciones auto movilísticas. En este último caso, desarrollada por la casa Porsche, para su modelo 962C del año 1986.

Cabe señalar que se nesitaron prácticamen te veinte años para que la electrónica progresara de modo tal que pudiera utilizarse para que gestionara el cambio de las velocidades, con la necesaria comodidad y seguridad. El Grupo Volkswagen es, sin duda, el primero en interesarse en este tipo de transmisión, haciendo grandes inversiones tanto en el proyecto como en la producción. Es importante puntualizar que la parte mecánica no es común ni a las cajas manuales ni a las cajas automáticas clásicas. En la actualidad, son varias las empresas que anunciaron la fabricación de su transmisión “doble embrague”. De acuerdo a las experiencias recogidas, la misma permite tener un menor consumo de combustible respecto de las transmisiones con convertidor de par; son, además, más cómodas o confortables en el uso, comparadas con la caja robotizada, y, por otra parte, pueden transmitir cuplas sin problemas mayores que las transmitidas por las cajas CVT (Transmisión Variable continua).

tap-165-la-caja-automatica-clasica-02

Si bien las transmisiones con doble embrague no consumen tanto, las cajas denominadas robotizadas consumen menos, y son confortables, más que las CVT y las automáticas clásicas; son el mejor compromiso mecánico actual existente entre las distintas exigencias.

Aparentemente, el inconveniente es que se trata de un opcional costoso y que, si se descomponen, no hay muchas alternativas de reparación o re cambio. La transmisión DSG de Volkswagen tiene en la actualidad dos variantes que son: con embragues de tipo mono disco en seco; con embragues de tipo multidisco en baño de aceite. El primero posee siete relaciones o cambios, y el segundo, seis. La diferencia del acoplamiento tiene real influencia sobre el confort (en especial con embragues en baño de aceite) y el consumo de combustible. Los costos de producción y de mantenimiento son beneficiados por el uso de embragues del tipo mono disco en seco. Sin embargo, esta transmisión con doble embrague no va a hacer desaparecer ni las cajas robotizadas, bastante más económicas, ni las automáticas clásicas (más adaptadas a motores con altos valores de par motor, con notable capacidad de tracción). Respecto de las ventajas, poseen una suavidad de marcha de muy buen nivel, especialmente con los embragues en baño de aceite, que son más suaves que las cajas robotizadas (que pueden ser de seis velocidades). El consumo es contenido también en ciudad 

tap-165-la-caja-automatica-clasica-03

Suscribite a nuestro Newsletter Toda la información que necesitás sobre posventa y mercado automotriz, en tu casilla.
Suscribirme
Seguinos hoy!