Publicado por Taller Actual

Gran éxito de los motores diesel en el Alto Rendimiento y Competición

VISTAS 2376


motores-diesel-alto-rendimiento-y-competicion-001Es bueno destacar, algunos de los avances que ha experimentado el motor gasolero, que en la actualidad se monta no solo en vehículos de alta gama, sino también como motor de alto rendimiento, que compite con gran éxito, con los motores nafteros en el mundo de las carreras internacionales. Este es el caso de las famosas 24 horas de Le Mans en Francia, y en otros circuitos en donde interviene la categoría Le Mans Series (LMP1).

Uno de los sistemas más exitosos en el motor Diesel, es el de inyección directa de alta presión denominado “Common rail”, con inyectores en algunos casos del tipo magnético de alta velocidad, o piezoeléctricos, con orificios múltiples y de varios “chorros” en el mismo ciclo o carrera. Todo gestionado electronicamente a través de una central de control ECU (Electronic Control Unit), con la intervención de sensores y actuadores. El otro sistema, es el denominado “Inyector-bomba”, que es aplicado en propulsores con características particulares, con una presión de inyección muy elevada.

El perfeccionamiento de estos motores, se orienta en la actualidad a incrementar la potencia y el par motor, y a disminuir el consumo y las emisiones contaminantes. Actualmente, los motores Diesel son muy veloces, y debido a su ciclo, generalmente son de bajo consumo específico, y por lo tanto de “emisiones” contenidas, cosa que se ha logrado debido a las técnicas de anticontaminación, como es el caso de los FAP (Filtros AntiParticulas) en sus distintas versiones.

De esta manera, se reducen considerablemente los NOx (Oxidos de Nitrógeno), el carbono particulado, las partículas metálicas, los hidrocarburos incombustos y los óxidos de carbono. No debemos olvidar, el sistema EGR. (Recirculación de Gases de Escape), y su contribución a la reducción de las emisiones tóxicas.

motores-diesel-alto-rendimiento-y-competicion-002Otro aspecto de desarrollo, es la reducción de los ruidos o la rumorosidad, en el pasado el motor gasolero era muy ruidoso, y se caracterizaba por el famoso “golpe Diesel” o rudeza de marcha. Como resultado de profundos estudios sobre el proceso de combustión y de inyección, el del uso de materiales técnicos aislantes de insonorización, se logró que el nivel sonoro se redujera a valores mínimos. El estudio del equilibrado dinámico del motor, recurriendo a árboles o ejes contrarrotantes, logra un funcionamiento menos rudo, es decir con menos vibraciones.

No debemos olvidar que recientemente, la firma sueca Volvo, hace un aporte de importancia con el sistema i-ART, de adecuación de la presión real de cada inyector, con las necesidades de cada cilindro (del gasoil inyectado independientemente en cada cilindro del motor), comandado electronicamente. La aplicación del sistema “Common rail” de última generación, permite contar con inyecciones “piloto”, y “pre y post-inyecciones”.

Esto se debe, a que el conjunto posee una mayor velocidad de respuesta y precisión, en la entrega del caudal inyectado, es decir que se cuenta con estrategias de gestión mucho más finas. Respecto a los inyectores, los mismos pueden tener hsta diez orificios con diámetro muy pequeños (100 a 150 micrones).

A todo esto debemos agregar los adelantos de la sobrealimentación, el uso de turbocompresores muy evolucionados, simples o de geometría variable TGV o VNT (Variable Nozzle Turbine) de muy reducida inercia, con control electrónico, para disminuir el conocido “turbo lag”. La conexión de dos o más turbos sobre un motor -BMW y Audi entre otros- por lo general uno grande y uno pequeño, y la reciente aplicación de un segundo “turbo eléctrico”, es decir no accionado por los gases de escape.

motores-diesel-alto-rendimiento-y-competicion-003motores-diesel-alto-rendimiento-y-competicion-004

El motor Diesel Mazda de alto rendimiento. Respecto al motor Diesel Mazda de 2.2 litros, se trata de un propulsor de 4 cilindros de alto rendimiento, y de reducidos dimensiones Skyactiv, cuya característica es tener una baja relación de compresión de 14 a 1, teniendo en cuenta que posee inyección directa de gasoil de alta presión “Common rail”.

La potencia máxima, es de 420 CV., y con la baja relación de compresión mencionada se busca obtener una combustión limpia, sin tener que recurrir al post-tratamiento del escape. Por otra parte, al existir presiones y tensiones menores, los niveles de “fricción interna” son comparables a los de un motor gasolero normal.

motores-diesel-alto-rendimiento-y-competicion-005motores-diesel-alto-rendimiento-y-competicion-006

Suscribite a nuestro Newsletter Toda la información que necesitás sobre posventa y mercado automotriz, en tu casilla.
Suscribirme
Seguinos hoy!