El mercado automotriz en primer plano.

¿Por qué es necesaria la homologación en la reparación de inyectores Common rail Delphi?

VISTAS 2364 / COMPARTIR


El sistema diesel common rail Delphi es un diseño sólido y económico, que utiliza inyectores extremadamente rápidos, de reducido tamaño, alto rendimiento y fácil reparación. El caudal inyectado es proporcional al tiempo de inyección (impulso) y a la presión en el rail. Los inyectores del sistema Common Rail Delphi son piezas de alta precisión, capaces de inyectar caudales que varían de 0,5 a 100 mg/golpe a presiones de 150 a 2000 bar.

La precisión solicitada requiere tolerancias de fabricación de apenas algunos micrones para el diámetro de los inyectores y para el juego funcional entre las diferentes piezas móviles. Sin embargo debido a las dispersiones de mecanizado, las pérdidas de carga, los frotamientos mecánicos entre las piezas móviles y el esfuerzo magnético, los rendimientos varían de un inyector a otro. Por ello, se constatan dispersiones en los caudales que pueden alcanzar 5 mg/golpe. Hablando claro, esto quiere decir que si se aplica un mismo impulso a dos inyectores iguales, se puede obtener una diferencia de 5 mg/golpe.

Es imposible controlar eficazmente un motor con esta dispersión entre los inyectores; será necesario aplicar una corrección que permitirá inyectar la cantidad deseada de gasoil, cualquiera sea la característica inicial de cada inyector. Es importante entonces conocer esta característica y corregir el impulso aplicado al inyector en función de la diferencia entre esta característica y la que se utiliza en el calculador.

La característica registrada en el calculador se llama objetivo y este objetivo se utiliza para convertir la demanda de caudal Q en impulso T; esto significa que el calculador constantemente corregirá el impulso T de acuerdo a las características intrínsecas de cada inyector. Esta característica se determina por una medición de los caudales para diferentes valores de presión.

La “codificación del inyector” es una modelización de estas características. Los inyectores son testeados en bancos de pruebas al final de la cadena de fabricación y las ediciones son procesadas para deducir sus coeficientes de corrección. Estos coeficientes se escriben en el inyector en un carácter alfanumérico (comúnmente llamado código de trabajo, que es propio de cada inyector y varía entre inyectores similares).

En el caso de una reparación de inyectores common rail Delphi, será indispensable contar con bancos de pruebas Hartridge (AVM2-PC o CRi- PC) que tengan instalados el software IRIS Delphi, que es el único software homologado para realizar una nueva codificación del inyector, posterior a la calibración del mismo.

Este conjunto banco-software y servicio autorizado, es el único capaz de realizar un trabajo de reparación óptimo y eficiente, cumpliendo con las condiciones mundiales de homologación Delphi que aseguran la calidad del trabajo realizado y la satisfacción del cliente.

Suscribite a nuestro Newsletter Toda la información que necesitás sobre posventa y mercado automotriz, en tu casilla.
Suscribirme
Seguinos hoy!
Bolder Estudio | Web y Diseño