Todo sobre el mercado de motovehículos

Taller Mecánico para Motos

Taller Mecánico para Motos

Hasta que el COVID-19 puso pie en nuestro país, mucha gente se planteaba emprender un negocio, puesto que era una opción más que tentadora dada la dificultad para encontrar trabajo en una economía tan deteriorada como la nuestra.

Emprender un negocio propio de mecánica de motos, es a la vez que apasionante y algo arriesgado, por lo que hay que tener todo muy bien planteado antes de embarcarse, y lo más importante ya sea un taller/negocios de motocicletas o una panadería, se debe sentir pasión por lo que se hace, ya que se le va a dedicar muchísimo tiempo. Entonces, si esto está claro, existen cinco consejos básicos que todo emprendedor debe aplicar:



1. Poseer los conocimientos técnicos, comerciales, de gestión y de marketing necesarios para realizar el negocio, eso siempre, que no se cuente con presupuesto para contactar a un experto de cada área de negocio. No es necesario que uno mismo realice todas las áreas, pero sí que sea capaz, como gerente, de llevar un control de todo. Delegar, pero no perder el control.

2. Disponer de los contactos de proveedores de motos, repuestos, además de herramientas y equipamiento para la puesta en marcha del negocio, esto es clave. Los contactos son lo más difícil de comprar con dinero, si se los tiene hay que aprovecharlos, o empezar desde muy temprano a buscarlos.



3. Conocer la normativa local para el tipo de negocio: licencia ambiental, habilitación necesaria, etc. Son temas muy sensibles y hay que asegurarse que el local cumpla con todos los requisitos antes de invertir un solo peso en él.

4. Realizar un plan de negocio, este debe estar compuesto por:

– Plan de marketing: se debe identificar a los potenciales clientes, es decir, todos aquellos que puedan comprar o solicitar nuestros servicios, ubicar al cliente objetivo. Definir un posicionamiento estratégico de la empresa, y como se quiere que el mercado nos vea y aunar todos los esfuerzos en potenciar esa imagen, y como se lo va a hacer.
– Plan de recursos humanos: aquí se definirá cuánto personal se va a necesitar, así como definir las funciones y lo que se les va a abonar.
– Plan de operaciones: aquí se definirá lo que se cree que se va a vender u ofrecer, teniendo en cuenta el costo de las herramientas, productos y mano de obra.
– Plan económico: verás si la idea de negocio es rentable o no y en qué plazo.

5. El quinto y último consejo es muy fácil: no decaer ni frustrarse si las vivencias o situaciones son difíciles al principio, en el Taller Mecánico para Motos que se montó.



Hay que trabajar y luchar por convertir una pasión en una profesión.

Por David Gil

Suscribite a nuestro Newsletter Toda la información que necesitás sobre posventa y mercado automotriz, en tu casilla.
Suscribirme
Seguinos hoy!