Los motores y la potencia

VISTAS 386




Por Enzo Nuvolari

Como es de conocimiento, dentro de la física, la potencia expresa la cantidad de trabajo realizado en la unidad de tiempo, es decir la rapidez con la cual un motor alcanza a cumplir un cierto desplazamiento, con una determinada fuerza.

En la práctica, esto significa que un auto se desplazará más velozmente de un punto al otro, si está equipado con un motor más potente.
La fuerza, en el caso del motor es definida como "par motor" o cupla motriz. Esta indica la fuerza de "torsión", que un motor esta en grado de producir, y es independientemente del factor tiempo.
En física, una fuerza provoca una aceleración, por lo cual generalizando, se puede decir que un automóvil con mayor "par motor" tiene también mayor aceleración. Si bien todos sabemos que la aceleración, depende también del peso del vehículo, de la inercia de las masas rotativas del motor, y de las relaciones de transmisión.



La potencia es directamente proporcional al producto entre la cupla motriz y el régimen (rpm). Esta multiplicación se efectúa, con la ayuda de coeficientes, para relevar la potencia en un banco dinamométrico de pruebas.

El banco de pruebas, se utiliza para medir la potencia de un motor, pero en realidad mide directamente el "par motor". Basta pensar en el tipo más elemental de freno dinamométrico –constituido por un freno a zapatas regulablesacoplado en un extremo al cigüeñal del motor, y por el otro a un brazo de palanca en cuyo extremo se colocan pesas.

Aplicando progresivamente el freno, se controla cuanto peso alcanza a arrastrar el motor a un cierto régimen, logrando así verificar el "par motor" –o cupla motriz- en forma directa (multiplicando el valor del peso levantado por el largo de la palanca), y la potencia por medio del cálculo (indirectamente).



Este tipo de frenos dinamométricos –o bancos de pruebas- han ido evolucionando día a día, pasando de los del tipo hidráulico, a los más modernos del tipo de corrientes parasitas, gestionados por los más actualizados sistemas eléctricos que calculan directamente la potencia. A través del control electrónico –respecto a la lectura directa de los valores de potencia- se compensan automáticamente eventuales caídas o aumentos del régimen, y se suministran sencillamente los resultados en un monitor (en forma de tabla o curvas) de los valores erogados por el motor.

Normalmente la potencia es relevada en el banco de pruebas, llevando al motor a diferentes regímenes, para leer seguidamente el valor suministrado en KW.(kilowatts) o en CV. (caballos vapor).

Seleccione su provincia o ciudad.

captcha
Suscribite a nuestro Newsletter Toda la información que necesitás sobre posventa y mercado automotriz, en tu casilla.
Suscribirme
Seguinos hoy!